El poder de los colores

El mundo está lleno de colores, en sus paisajes, en las personas y en sus alrededores. Los colores son poderosos y forman parte del  lenguaje no verbal,  transmiten mensajes, energías y vibras positivas o negativas que hombres y mujeres proyectan.

En el manejo Estratégico de la Imagen, los colores se vuelven una herramienta que permite lograr los objetivos de las personas tanto a nivel profesional como personal.

Cada color tiene un significado y cuando se combinan entre ellos, difunden distintas expresiones, sentimientos, valores produciendo una percepción visual y emocional para los receptores.

Existen dos tipos de colores:

  • cálidos que son los llamados colores del fuego, del amor apasionado, del atardecer, de las hojas en otoño. Además de la sensación térmica, transmiten cercanía, intimidad, energía y calidez.
  • fríos que suelen usarse para dar sensación de tranquilidad, calma, seriedad y profesionalidad. En arquitectura y decoración se suelen usar colores fríos y tonos claros para dar sensación de más espacio.

Colores, combinación y significado

Los colores se complementan entre ellos o se combinan para crear mensajes no verbales, por ejemplo; un emprendedor que busca que sus clientes confíen en él y sus productos puede usar en sus looks: azul con naranja, para elevar su nivel de compra.

El azul significa confianza y el naranja creatividad, dando como resultado que quienes lo vean piensen que es una persona responsable e innovadora.

Una combinación exitosa que demuestra mucha autoridad  es el rojo con negro.

El color rojo es sinónimo de pasión, amor, sensualidad, y el negro es poder y elegancia. La mezcla de los dos reproduce fuerza y la persona proyectará una imagen fuerte, segura y de mando. Se puede agregar a esta combinación base colores como el rosado, azul, verde para cambiar el diseño del mensaje.

En caso de utilizar el rosado se hace más accesible, porque el significado es de cercanía, cuando se combina con colores pasteles puede dar la imagen de extrema dulzura. Por ello debemos tener cuidado en su combinación.

Mezclar el rosa con verde se transforma en frescura con cercanía, un look ideal para una reunión donde las personas están presionadas y son del género femenino, sin embargo, el género masculino también puede utilizar este look.

En cuanto a los colores marrones, cafés, chocolates se debe tener cuidado porque tienden a envejecer a una persona. Por ello hay que dosificarlo para que no generen una reacción negativa.

Combina de forma acertada, para elevar el color puedes mezclarlo amarrillo que expresa alegría, de esta forma puede equilibrar su sensación de envejecimiento con diversión si caer en ninguno exceso.

Para elevar las energías y resaltar en reuniones tanto presenciales como virtuales el turquesa combinado con amarrillo y azul eléctrico, es una apuesta que permite que las personas no pasen inadvertidas, sino que transmiten vibras positivas al resto de los presentes.

El morado es un color mágico  que dependiendo con que color se lo combine va a variar su mensaje, por ejemplo al combinarlo con el blanco se vuelve fresco y moderno, en cambio al juntarlo con negro da sensación de solemnidad.

Los poderes que tienen los colores son inmensos. Cambian el humor y sentido de una reunión, mejoran el ánimo de una persona, dan alegría, permiten que se  transmita un mensaje preciso a las audiencias, promueve la conectividad.

Es por eso que su uso estratégico es una herramienta que se debe aprender a utilizar.

Si perteneces al sector estético, te recomiendo leer el blog del poder de la colorimetría, en el encontrarás la fórmula exacta para aprender a combinar colores.

Te has suscrito correctamente al boletín

Se produjo un error al intentar enviar tu solicitud. Inténtalo de nuevo.

Bookifi Blog will use the information you provide on this form to be in touch with you and to provide updates and marketing.